jueves, 13 de agosto de 2009

Memoria colectiva


Buenas

De pura casualidad... ¿se acuerdan de él? Sí, señoras y señores... hace ya diez años, en una puta mañana de viernes nos pisotearon la risa... nos mataron a Jaime Garzón, y desde entonces este moridero agoniza en la carencia de un chiste hecho con la inteligencia de quien me dejó claro que aprender a burlarnos y a sacar partido de nuestros defectos (individuales y colectivos) era un buen recurso para darle cacería a la esquiva risa.
Ahí perdonarán la escasez de palabras.

In memoriam...

1 comentario:

Mon@, que Dios se lo pague... deje su monedita aquí.